24 Jul Rebel Racer Limited de Zeus Custom, ¡qué Honda!

A finales del año pasado, Honda lanzó la Rebel, una moto con la que busca que muchas personas se inicien en el mundo del motociclismo, pero que también funciona para moteros más experimentados que buscan algo práctico y ligero para moverse en el día a día. Y hoy les presentamos la Rebel Racer Limited, que la banda de Zeus Custom creó para los amantes de esta tendencia.

La Honda Rebel está disponible con dos motores, un bicilíndrico de 471 cc y un monocilíndrico de 286 cc. En Zeus Custom eligieron la segunda para crear esta espectacular cafe racer que demuestra una vez más que no es necesario tener una moto grande para llamar la atención. Lo primero que hicieron fue mandar a volar el look bobber para darle la “apariencia Zeus”, la cual pueden ver en esta hermosa Royal Enfield.

 

Como habrán adivinado, no se anduvieron por las ramas y con la Rebel Racer Limited se aventaron el paquete de modificar la postura del piloto que implica convertir una cruiser en una cafe racer. Originalmente, el piloto va en una posición erguida, con un asiento bajo, un tanque alto y un manubrio corto. Para lograr el look cafe racer tuvieron que bajar un poco la horquilla delantera, colocar un semimanubrio, modificar el tanque -incluyendo el montaje- y hacer un nuevo subchasis, con el cual lograron la línea recta que caracteriza a las cafe racer.

Si estás familiarizado con la Honda Rebel, seguro te habrás dado cuenta que la suspensión trasera también fue modificada, pues ahora lleva uno (Öhlins) y no dos amortiguadores; un cambio que, además de darle una imagen más limpia, mejora el manejo, según Zeus Custom. El asiento, evidentemente, también es nuevo y está hecho a mano y forrado en piel. La luz de freno y direccionales son casi invisibles debido a que están integradas en el subchasis.

 

La Rebel Racer Limited también estrena rines (de 17” y hechos para la ocasión), los cuales van rodeados de unas llantas Heinena K60 con tacos que le dan un toque “scrambleroso” que nos gusta mucho. Seguramente ya se fijaron que tampoco hay salpicaderas, lo cual hace lucir aún más las llantas, aunque rodar en lluvia sin ellas no debe ser nada agradable. Por último, hicieron un escape “Zero Custom 1960 “ a la medida. ¿Qué opinan, les gusta?

 

Comentarios

comentarios